Control ginecológico

Control ginecológico

control ginecologico

Una consulta ginecológica o citología a tiempo ayuda a la detección y tratamiento oportuno de enfermedades asintomáticas, a la realización de exámenes preventivos de acuerdo a la edad y a instruir sobre síntomas de sospecha.
Todas las mujeres, sean adolescentes, vírgenes, con una vida sexual inactiva, incluso, las pre y post menopáusicas, deben visitar a su ginecólogo para ser examinadas periódicamente. En el caso de las mujeres vírgenes debieran tener al menos una consulta ginecológica para ser instruidas en los síntomas de sospecha y los exámenes preventivos a los que debiera someterse de acuerdo a su edad.

Una consulta ginecológica tiene los siguientes beneficios:

  • Detectar en pacientes asintomáticas, enfermedades en estado inicial. Por ejemplo, es conveniente realizarse un PAP para descubrir cáncer de cuello uterino y displasias -crecimiento anormal de células en la superficie del cuello uterino- o cáncer, en una etapa temprana.
  • En pacientes de alto riesgo, detección y tratamiento, de enfermedades de transmisión sexual (ETS).
  • Detección de enfermedades establecidas que pueden ser oligosintomáticas (asintomáticas) o cuyos síntomas no han preocupado a las pacientes.
  • Como en general las mujeres en edad fértil no acostumbran visitar al médico, también se les puede descubrir enfermedades como: hipertensión, diabetes o enfermedades tiroideas.
Abrir chat
Hola 👋
¿En qué podemos ayudarte?